Para muchas personas no hay mejor forma de ganar algo extra que el mundo del azar lo cual suele ser algo por demás impresionante sin embargo en este mundo hay altos y bajos, es por esto que muchas veces existen en la televisión o en internet sobre los problemas de las apuestas.

En muchos países es normal encontrar que la industria de las apuestas está rígidamente controlada sin embargo hay países donde esta industria no tiene un control estricto, España es uno de esos países donde la industria del azar tiene un auge sin paralelo con salas de apuestas físicas y digitales.

El sector de las apuestas hoy en día en España es una empresa la cual no tiene control en lo más mínimo sobre las consecuencias de su industria, es por esto que el gobierno español ha decidido hacer una ley que regule la industria de las apuestas de manera eficiente.

Una ley en pro de la gente

Muchas personas han discutido sobre lo restrictiva que es esta ley sin embargo el hecho de que las casas de apuestas y casinos se vean forzados a advertir a las personas de los peligros de la ludopatía, esto es algo que muchas personas han avalado como algo en verdad útil.

Junto a ello el gobierno plantea crear un registro de jugadores problemáticos en el cual en apoyo con la industria plantean crear un método de contener a jugadores catalogados de esa forma, este registro hace que una persona marcada como problemática no pueda acceder a servicios de un casino sea físico o digital.

Esto también incluye una clausula en la cual la publicidad de estos sitios se ve limitada solamente a eventos deportivos, junto a esta clausula viene la condición de que el patrocinio de estos sitios por parte de atletas está prohibido al punto de ser considerado ilegal.

El bienestar de miles de personas

Muchas personas que llevan años en el mundo de las apuestas saben bien que hay un punto donde frenar por lo cual ven esta ley como algo que puede ayudar a miles de personas a encontrar un límite, gracias a esta nueva ley muchas personas se ven presionadas por el gobierno.

Sin embargo estas personas no toman en cuenta el bien que hace esta ley a las personas que inevitablemente son adictas a las apuestas cosa que hoy en día en España es declarado como una enfermedad mental.

Comments are closed, but trackbacks and pingbacks are open.